Tips para decorar la habitación del bebé

0 comentarios / Publicado en por Kaaten Admin

Tips para decorar la habitación del bebé

Durante muchos años, los padres han adornado las habitaciones de sus bebés con colores pastel, o tonos que solían dividirse entre el azul para los niños y el rosa para las niñas. Pero, por suerte, los tiempos han cambiado y hoy en día existe mucha variedad entre la que elegir. En el siguiente artículo te vamos a dar varias ideas y consejos sobre las tendencias en decoración para este 2020, que te inspirarán a la hora de elegir la cuna, las cortinas, los textiles y otros complementos decorativos que acompañarán a tu pequeño en sus primeros meses de vida. ¡Apunta!

8 tips fundamentales para decorar una habitación de bebé

1. Papel pintado con motivos infantiles

El papel pintado ha sido tendencia en los últimos tiempos, y por fin ha llegado, también, a la pared de la habitación de bebé. Es fácil de colocar, renovar y ofrece muchas posibilidades, por esto se va a imponer con más claridad este año, eligiendo motivos recurrentes como nubes, estrellas o animales.

2. Apostar por las rayas o lunares

Cualquiera de estos dos motivos se verá genial en el dormitorio de tu bebé. Con respecto a las rayas, mejor que sean horizontales, ya que crean una mayor sensación de espacio. En cuanto a los lunares, si no te gustan para las paredes también son una buena opción como cortinas o estores.

3. Escoge colores vivos como el amarillo

Puedes pintar una pared de este color o aprovecharlo para decorar elementos, ya sea la ropa de cama del bebé, las cortinas o algún que otro mueble en el que el amarillo esté presente. Con todo, si prefieres los tonos pastel o el eterno blanco, estos seguirán siendo una buena elección para el cuarto de tu hijo. ¡Puedes utilizar cortinas infantiles y juveniles para darle ese toque colorido a la habitación!

 4. Muebles en blanco

Es un color sencillo de combinar, y con el amarillo va estupendo. En el caso de que este no sea tu color favorito, te recomendamos una madera clara que también será tendencia este 2021.

5. Ubicar la cuna en un buen sitio

Lo mejor es ponerla de tal manera que la ventilación y la iluminación sean adecuadas, pero ninguna de ellas incida directamente en la cuna.

 6. Cunas con Dosel

Situado sobre la cuna, está de moda y no dejamos de verlo en webs más famosas. Además de efecto decorativo, tienes la ventaja de que este complemento es muy económico. ¡Te va a encantar!

7. Importancia de las cajoneras

Son muy importantes para poder guardar toda la ropa y pañales del bebé. Lo mejor es comprar una que le dure hasta que sea un niño o adolescente.

8. Luz natural abundante

Recuerda que el espacio de un bebé se caracteriza por ser luminoso. En Kaaten te recomendamos una combinación doble de estores, con un estor opaco y un estor traslúcido o screen.

Errores más habituales al decorar la habitación del bebé

Pocas cosas hacen más ilusión que decorar la habitación del bebé a punto de nacer. Antes de ponerte manos a la obra, echa un vistazo a los errores más comunes al decorar esta estancia y nuestros consejos para evitarlos. ¡Tu bebé tendrá una habitación perfecta para crecer en ella!

Decoración sosa

La habitación de un bebé no debería ser sosa. Podemos pensar que el pequeño no se va a dar cuenta, pero optar por unos colores tenues o complementos monótonos hará que la estancia parezca triste. Para evitarlo, opta por tonalidades alegres, así como patrones decorativos dinámicos.

Escoger una cuna convertible

Las cunas convertibles pueden parecer una buena idea en un primer momento. Cuando el bebé crezca, podrás transformar la cuna en una cama y ahorrarte el comprar una nueva. Por desgracia, estos muebles suelen quedarse pequeños según el niño va creciendo, lo que hace que queden inservibles.

No escoger muebles a medida

Este es un error relativamente grave. Los muebles a medida se adaptan al espacio del que dispones, el cual vas a necesitar maximizar según el bebé va creciendo. Podrás aprovechar lugares como las esquinas en función de tus necesidades.

Demasiados muebles

Una cosa es que estemos preparados y otra excederse con los preparativos. Debes pensar a fondo qué muebles vas a necesitar, apuntarlos en una lista y luego colocarlos en función de la prioridad. Esta sencilla acción te ahorrará tanto espacio como dinero y te permitirá actuar con criterio.

Demasiada luz

La habitación del bebé tiene que ser luminosa, pero no tanto como para molestar o irritar al pequeño. Conseguir un espacio tranquilo y alegre es fundamental. Además, si la iluminación es acogedora, conseguirás unos mejores resultados. Una lámpara de mesa es una elección adecuada para este caso, ya que no es demasiado potente ni directa.

Espacio de juego

En un principio pensarás que no es importante que cuente con un espacio para jugar. Aún es un bebé y pasará la mayor parte del tiempo en la cuna. No obstante, el tiempo pasa rápido y, cuando te quieras dar cuenta, habrá crecido y necesitará una parte de la habitación para dar rienda suelta a su imaginación.

Dejar a un lado la seguridad

La seguridad no está reñida con la decoración, sino que la complementa. Por ejemplo, un radiador puede resultar peligroso, ya que el pequeño podría golpearse y hacerse daño. ¿La solución? Optar por un cubrerradiadores con dibujos de fantasía. Acuérdate, además, de colocar protectores de enchufes y otros accesorios.

Protecciones en las paredes

Los papeles de pared y las pinturas lavables te resultarán de gran utilidad. En un principio no lo apreciarás, pero cuando el bebé aprenda a caminar, acabará por descubrir que se puede apoyar en la pared con una mano llena de pintura.

No prestar atención al suelo

Antes de caminar, el bebé va a gatear, por lo que tienes que preparar el suelo. Opta por cojines, alfombras y otros elementos que eviten que pueda hacerse daño. Además, si encuentras unos con figuras de animales, seguro que el pequeño se lo pasa en grande.

Usar objetos que se puedan romper

Procura no utilizar figuras u otros elementos decorativos que puedan romperse. Ten en cuenta que un descuido podría acabar con ellos en el suelo. Asimismo, el bebé podría utilizarlos para jugar y hacerse daño. Así que apuesta por evitar estos problemas.

En definitiva, al decorar la habitación del bebé, procura evitar estos errores. El objetivo es crear un espacio agradable, con una buena iluminación y que destaque por una decoración alegre. Así, tu pequeño disfrutará de este lugar según vaya creciendo.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

Todos los comentarios del blog se verifican antes de publicar